Envía tu nombre al Sol, junto al de William Shatner

Por Ricardo Daniel González | March 7, 2018

¿Sabías que puedes enviar tu nombre al Sol? ¿Y que es gratis? ¿Y que entre otros, estarás junto a William Shatner, el capitán Kirk, de Viaje a las Estrellas? Sigue leyendo y te explicaremos cómo hacerlo.

Es verdad, y no hay trampas ocultas en esta invitación realizada por la NASA, para que envíes tu nombre a bordo de la Sonda Solar Parker.

El ticket que certifica el envío del autor de esta nota a bordo de la Sonda Solar Parker. Crédito de la imagen: NASA

Como ocurrió con otras misiones -ahora me vienen a la memoria la misión InSight, que desembarcará en la superficie de Marte, o la misión OSIRIS-REx, que ya está en viaje rumbo al asteroide Bennu, al que investigará alrededor de dos años, del que tomará muestras para ser enviadas hacia la Tierra-, la NASA está invitando al público de todo el mundo a que envíen sus nombres -hay que completar un formulario online, como explico más abajo-, y luego tu nombre será incluido en un chip incorporado a la sonda solar. Y todo sin hacer colas, o esperar largas horas para concretarlo.

La Sonda Solar Parker (Parker Solar Probe1) será lanzada durante el verano del hemisferio norte, y atravesará la atmósfera del Sol, enfrentando condiciones brutales en materia de calor y radiación. Pero, no debemos preocuparnos porque nuestros nombres estarán expuestos a ello, o cuando al fin de la misión de unos 7 años, la sonda se zambulla en nuestra estrella ¿O sí? Si me preguntan, pienso en que mi nombre estará en viaje hacia el Sol, tomará contacto con su atmósfera, y yo estaré disfrutando de ello desde la Tierra.

¿Cuánto hubieras disfrutado porque Yuri Gagarin, John Glenn, Alexei Leonov, Valentina Tereshkova, Neil Armstrong, Buzz Aldrin, Bruce McCandless o los pocos cientos de hombres y mujeres que se aventuraron en la órbita baja de la Tierra, y más allá, llevaran una pequeña inscripción de tu nombre? ¿Te hubiera gustado que tu nombre hubiera sido asentado en la bitácora de navegación de Cristóbal Colón, Magallanes, Elcano, Cook? ¿Qué hubieras sentido si Edmund Hillary y Tenzing Norgay, Roald Amundsen, Robert Scott, Robert Peary, Ernest Shackleton, hubieran arrastrado en sus aventuras exploradoras una libreta con tu nombre? ¿O Giordano Bruno, Leonardo Da Vinci, Galileo Galilei, Nicolás Copérnico, Averroes, Isaac Newton, James Clerk Maxwell, Teresa de Calcuta, Teresa de Ávila, Teresa de Lisieux, hubieran soñado tu nombre en algún momento de sus vidas?

¿Exploró Giordano Bruno en sus sueños esta región del Sol que ahora explorará la Sonda Solar Parker? Desde un costado científico, Thomas Zurbuchen, administrador asociado del Directorio de Misiones Científicas de la NASA indicó que “esta sonda viajará a una región que la humanidad jamás ha explorado. Responderá preguntas que los científicos han buscado descubrir por más de seis décadas”.

Thomas Zurbuchen con el certificado de su ticket para enviar su nombre en la Sonda Solar Parker

Como los científicos del conocimiento de la antigüedad más remota, los modernos y contemporáneos tienen como una prioridad la comprensión del Sol. El estudio de cómo el Sol afecta el espacio y el medio ambiente espacial de los planetas es el campo científico conocido como heliofísica. Y no es sólo vital para conocer a la estrella que sostiene vitalmente a la Tierra, sino que brindará apoyo para la exploración de nuestro Sistema Solar, y de otros.

La sonda, que tiene el tamaño de un automóvil pequeño, viajará directamente a la atmósfera del Sol, a unos 6 millones de kilómetros2 de la superficie del Sol.

Ilustración de la Sonda Solar Parker desplazándose delante del Sol. Crédito de la imagen: Universidad Johns Hopkins/Laboratorio de Física Aplicada.

Los objetivos principales de la misión son rastrear cómo la energía y el calor se mueven a través de la corona solar3, y explorar cómo aceleran el viento solar así como a las partículas solares energizadas. La misión, según la NASA, revolucionará nuestro entendimiento del Sol, donde condiciones dinámicas pueden desplegarse hacia el Sistema Solar, afectando a la Tierra y a los otros mundos de nuestro sistema planetario.

Para realizar estas investigaciones sin precedentes, la sonda y los instrumentos científicos estarán protegidos del calor solar por un escudo de fibra de carbono4 de cuatro pulgadas y media de espesor, que será necesario para soportar las temperaturas en el exterior de la sonda, que alcanzarán los 1.300 grados Celsius. Este escudo térmico de última generación mantendrá las cuatro suites de instrumentos diseñados para estudiar los campos magnéticos, el plasma y las partículas energéticas, y realizar imágenes5 del viento solar desde las instalaciones de la sonda, con una temperatura similar a la de una habitación terrestre.

La doctora Nicola Fox, científica de proyecto de la misión Sonda Solar Parker, durante la presentación en USU Engineering. Crédito de la imagen: USU Engineering.

La velocidad de la nave será tan rápida, que en sus aproximaciones más cercanas al Sol estará viajando a unos 700 mil kilómetros por hora. Suficientemente veloz como para viajar desde Washington D.C., la capital de Estados Unidos, hasta Tokio, la capital de Japón, en menos de un minuto.

“La Sonda Solar Parker es, casi literalmente, la más rápida, más caliente -y para mi la más fantástica- misión bajo el Sol. Esta increíble nave espacial va a revelar tanto, que no seremos capaces de entender, sobre nuestra estrella y cómo funciona”, señaló la científica de proyecto Nicola ‘Nicky’ Fox, del Laboratorio de Física Aplicada de la Universidad Johns Hopkins6.

Tributo a una leyenda científica

Eugene Parker frente al segmento de la sonda solar que lleva su nombre. El grupo observa el segmento de la sonda que conectará el escudo térmico con las cuatro suites de instrumentos científicos. Crédito de la imagen: JHU/APL

En mayo de 2017, la NASA rebautizó la enviada robótica de Sonda Solar Plus a Sonda Solar Parker en tributo al astrofísico Eugene Parker. El anuncio fue realizado en una ceremonia en la Universidad de Chicago7. Allí Parker es profesor emérito S. Chandrasekhar Distinguished Service, del Departamento de Astronomía y Astrofísica. Parker y S. Chandrasekhar están fuertemente vinculados luego que este último, editor de Astrophysical Journal, pasara por encima de los revisores de la publicación -dos de ellos habían rechazado la investigación remitida por Parker-, sentando las bases para entender mejor la corona solar, el viento solar, los campos magnéticos del Sol y de la Tierra.

La doctora Nicola 'Nicky' Fox, con su mano izquierda apoyada en uno de los marcos estructurales de la Sonda Solar Parker, le explica al doctor Eugene Parker, a su derecha, sobre los instrumentos científicos instalados. Crédito de la imagen: NASA/Johns Hopkins University Applied Physics Laboratory

Así, esta fue la primera ocasión en que la NASA bautizó una nave espacial en tributo a una persona que no ha fallecido. (La decisión ‘rompe’ con uno de los protocolos en ciencia planetaria, por el cual características o regiones planetarias son sólo nombradas en honor a personalidades que han fallecido, al menos, una década previa a la misión.)

Asimismo,las misiones de la NASA generalmente son rebautizadas luego del lanzamiento y la certificación8 de la misión. En este caso, se decidió honrarlo previo al lanzamiento, debido a los logros obtenidos por Parker en el campo científico, y la cercanía de la misión con su investigación, además para remarcar sus destacadas contribuciones a la heliofísica y a la ciencia espacial.

Eugene Parker durante su presentación en el Laboratorio de Física Aplicada de la Universidad Johns Hopkins, durante un encuentro científico en octubre de 2017. Crédito de la imagen: NASA/Johns Hopkins University Applied Physics Laboratory

En la década de 1950, del siglo pasado, Parker propuso varios conceptos sobre cómo las estrellas -entre ellas nuestro Sol- producen energía. Por ejemplo, denominó viento solar a esta cascada de energía, y describió un complejo sistema de plasmas, campos magnéticos y partículas energéticas que constituyen este fenómeno. Parker también teorizó una explicación para la súper calentada atmósfera solar, la corona, que es, contrariamente a lo que se esperaba en las leyes físicas, más caliente que la superficie del Sol. Muchas misiones de la NASA, y de otras agencias espaciales, continuaron enfocándose en ese complejo ambiente espacial definido por nuestra estrella.

Imagen del momento del montaje del escudo térmico de fibra de carbono en la Sonda Solar Parker. Crédito de la imagen: NASA/Johns Hopkins University Applied Physics Laboratory

La Sonda Solar Parker es parte del Programa Viviendo con una Estrella9, de la NASA, destinado a explorar aspectos del sistema Sol-Tierra, que afecta directamente la vida y a la sociedad humanas. Este programa es gestionado por el Centro Espacial Goddard10, de la NASA, con asiento en Greenbelt, Maryland, para el Directorio de Misiones Científicas de la NASA, con sus oficinas establecidas en la capital de Estados Unidos. El Laboratorio de Física Aplicada de Johns Hopkins, con sede en Laurel, Maryland, gestiona para la NASA la misión de la Sonda Solar Parker. APL, además, diseñó, construyó y operará la sonda.

Instrucciones para enviar tu nombre al Sol

Tal vez se lo hayan preguntado antes de llegar a este párrafo: ¿cuándo nos revelará cómo hacer y cuándo vence el plazo para inscribir nuestro nombre y que sea enviado al Sol. Bien, hay tiempo hasta el 27 de abril de 2018. Para comenzar el proceso, deben hacer click aquí. Serán redirigidos hacia aquí (sean muy pacientes, insistan, porque el sitio se toma su tiempo en cargar).

Imagen del formulario de inscripción para enviar su nombre al Sol en la Sonda Solar Parker.

Aparecerá el formulario de inscripción. No se echen atrás si no saben inglés. Deben ingresar su nombre donde dice Name; su apellido donde indica Last Name; en Email su dirección de correo electrónico, que deberán escribir por segunda vez en Confirm Email. Tras verificar que todo está correcto, pulsen en Submit.

Luego se abrirá una página que advertirá, en inglés, que ha sido enviado un correo electrónico a la dirección que ustedes escribieron en el formulario. Además, si hay demoras -cuando yo lo hice todo fue muy rápido- en la llegada del correo que pide la confirmación de la inscripción que hicieron, deberían buscar en la carpeta de correo no deseado o spam, antes de intentarlo otra vez.

Así mostró mi cliente de correo electrónico el pedido de confirmación de inscripción

En el correo electrónico de pedido de confirmación, deben pulsar el vínculo en el que está el código alfanumérico que identifica vuestro certificado.

Luego de pulsado el vínculo en el correo, serán dirigidos a una página que indica: Parker Solar Probe: Send Your Name to the Sun

Imagen de la página de la misión Parker Solar Probe, que permite la descarga del certificación de que su nombre ha sido inscripto para ser enviado a bordo de la sonda.

Debajo de la frase Your submission…, observarán un botón View your certificate. Tras pulsarlo se abrirá un archivo con extensión .pdf. ¡Es su certificado! Pueden descargarlo e imprimirlo. Si tienen el sistema operativo Windows y no cuentan con un software (Adobe Reader) que permita ver el certificado e incluso imprimirlo, pueden descargar e instalar el programa gratuito, seguro y de código abierto Evince. ¡Y podrán invitar a familiares y amigos a enviar su nombre al Sol… junto al del actor William Shatner, quien interpretó el papel del capitán Kirk en la serie Viaje a las Estrellas11.

Imagen de mi cliente de correo enviado por JHU/APL que informa la disponibilidad del certificado para su descarga

También pueden obtener información adicional sobre la misión de la Sonda Solar Parker en la página específica de la NASA o en la cuenta de Twitter, la página de Facebook de la misión.

Notas al pie


  1. Parker Solar Probe es el nombre en inglés. [return]
  2. Unas 4 millones de millas. [return]
  3. Llamamos corona solar a la atmósfera del Sol. [return]
  4. Fibra de carbón, fibra de carbono o compuesto de carbono. Deviene de las denominaciones en inglés Carbon fiber reinforced polymer, carbon fiber reinforced plastic o carbon fiber reinforced thermoplastic (CFRP, CRP, CFRTP o más simplemente carbon fiber, carbon composite o carbon). Este compuesto, extremadamente fuerte y liviano, es un plástico que contiene fibras de carbono. [return]
  5. Tomar, captar, adquirir imágenes tiene una amplia acepción, porque incluso pueden crearse imágenes de elementos que no son visibles al ojo humano promedio. El ejemplo que siempre tengo a mano para intentar una explicación sobre este particular, está relacionada con los rayos X, las tomografías computadas y la obtención de imágenes utilizando filtros ultravioletas, infrarrojos o el reflejo del sonido, ultrasonidos, la interferometría, para entregar imágenes que puedan ser comprendidas por el público en general. [return]
  6. Johns Hopkins Applied Physics Laboratory. A veces sólo se le menciona como APL. [return]
  7. University of Chicago. [return]
  8. Algo así como la validación de que la nave o sonda espacial funciona sin inconvenientes. En resumen, cuando los sistemas de ingeniería, navegación, funcionamiento de todos los sistemas y prueba de los instrumentos científicos no sufren inconvenientes tales que frustren la misión. [return]
  9. NASA’s Living with a Star Program, o LWS. [return]
  10. Goddard Space Flight Center. [return]
  11. Star Trek era su nombre original. En algunos países de América Latina se la emitía con el nombre Viaje a las Estrellas. [return]
comments powered by Disqus